Diseño de catálogo y elementos coordinados para la colección Wabi-Sabi, de Little Creative Factory, inspirada en esta categoría estética japonesa.

Para definir la gráfica y los materiales de las piezas tuvimos en cuenta los preceptos de la estética wabi-sabi, que describe «la belleza de la imperfección». Combinamos la atención al minimalismo con la calidez de los objetos de aspecto natural o rústico, como la tinta china negra o el material kraft. La modelo franco-japonesa de las fotografías, la localización en un entorno envejecido y melancólico, así como la sutileza de la dirección de arte consiguen transmitir la esencia de Japón a las imágenes de la campaña.

La producción gráfica se realizó en papeles Munken Pure Rough y kraft siguiendo la estética wabi sabi, que usa objetos de materiales orgánicos que muestran en su envejecimiento la pátina del tiempo. La encuadernación cosida a mano en hilo rojo nos traslada nuevamente a la cultura japonesa.